Boletín PJ – Internacional.- El Sínodo de la Juventud de 2018 está en pleno desarrollo y corresponde a los jóvenes generar ideas y proyectos para que puedan ser implementados por las Conferencias Episcopales, los movimientos y asociaciones, las parroquias, especialmente hoy en día, en tiempos de pandemia.

Así lo expresó el Secretario del Dicasterio para los Laicos, la Familia y la Vida, el p. Alexandre Awi Mello, en su ponencia titulada: “Los desafíos pastorales de Christus Vivit” que pronunció el pasado 31 de octubre en el Encuentro de Equipos Nacionales de Pastoral juvenil de la región latinoamericana del Cono Sur. A la reunión -a través de una plataforma virtual- asistieron todos los responsables de la pastoral juvenil de la región.

Las implicaciones pastorales o desafíos de la exhortación postsinodal Christus vivit son muchos y el Secretario del Dicasterio ha tratado de resumirlos en seis áreas: acompañamiento pastoral; pastoral del encuentro vivo con Cristo y con una Iglesia joven; pastoral del protagonismo juvenil; pastoral de la juventud en clave vocacional; pastoral atenta al diálogo intergeneracional; pastoral para la santidad de los jóvenes.

Los equipos de pastoral juvenil están llamados a responder a estos desafíos, para asegurar que lo que fue solicitado por el Sínodo se ponga en marcha y vaya más allá de la esfera de las “buenas intenciones” para convertirse en realidades concretas de misión y evangelización.

Pastoral Juvenil de Venezuela
04 de noviembre de 2020
Fuente: Dicasterio para los Laicos, la Familia y la Vida